Top 10 Antiguos Dioses Romanos

El Panteón romano de los dioses es considerado el más fuerte entre todos. Los romanos aparentemente tenían un Dios por cada cosa imaginable. Tenían a Marte, el dios de la guerra, Neptuno, el dios del mar, Baco, el dios del vino y muchos más. Como en todas las culturas, todos ellos contaban con un fondo mitológico rico y vibrante. Sí, algunos de ellos fueron las adaptaciones de los dioses griegos, y en otros casos fueron dioses originales. Uno de ellos fue Jano, el dios de dos caras de las puertas y los portales.

Las deidades le dieron a los romanos un sentido de orgullo nacional, una comprensión del valor y el honor, y una visión de su propio destino. El sistema religioso tradicional de la antigua Roma encuentra su lugar en la literatura histórica romana y las artes visuales. La Leyenda de Rómulo y Remo es el relato más popular de la mitología romana que hemos escuchado. Los dioses romanos tenían personajes majestuosos, grandes y poderosos.

1. Júpiter – El rey de los dioses

Jupiter - el rey de los dioses

Júpiter, también conocido como Jove, fue la principal deidad en el estado romano. Con sus enormes poderes, se dijo que gobernó la luz y el cielo. El águila fue su animal sagrado, el rayo su instrumento de identificación. Llamado como un “padre brillante”, él era el protector de las leyes y el estado. Fue engendrado por Saturno y además comparte un instinto fraternal con Neptuno. Junto a la deidad principal de la tríada capitolina con Quirino y Marte, también es el consorte de Juno. Los romanos lo adoraban como Júpiter Optimus Maximus. Este nombre se refería no solo a su gobierno sobre el estado de los dioses y el universo, sino también a su acto de distribuir leyes, controlar el reino y dar a conocer su voluntad a través de los oráculos. Los romanos lo consideraban como el equivalente del dios griego, Zeus. En el arte romano y la literatura latina, Zeus recibe el nombre de ‘Iuppiter’. ‘Júpiter también era el Dios romano de la justicia, por eso la gente incluso hoy en día dice “Por Jove” en los tribunales de justicia. Las víctimas de sacrificio ofrecidas a Júpiter fueron el buey (toro castrado), el cordero y el carnero (era importante que los animales fueran blancos). Los romanos creían que el rey de los dioses, Júpiter custodiaba su ciudad.

2. Neptuno – El dios del mar

Neptuno- El dios romano del mar

Llevando un tridente con tres puntas, Neptuno montaba caballos o delfines, gobernando las aguas dulces del mar, vinculado por primera vez en la mitología romana con el agua alrededor del 399 aC. Con Salacia como su esposa, tenía a Júpiter y Plutón como sus hermanos. Los romanos también lo adoraban como un dios de los caballos, bajo el nombre de Neptunus Equester. También tiene una imagen gemela en el panel de los dioses griegos. Poseidón es el Neptuno griego que forma parte de la trinidad de Zeus, Hades y Poseidón. Tenía fama de poseer mal genio. Además, también se le dio el nombre del dios de los terremotos. Su ira y furia incontenible estaban relacionadas con los temblores de la tierra. A causa de esta misma razón se acreditó una leyenda predominante a la historia del dios del mar, Neptuno.

Anfitrite es también una mujer considerada como la esposa de Neptuno. Según una historia sobre ellos, Neptuno vio a Anfitrite, cuando era una ninfa del agua, que bailaba en la isla de Naxos. Cautivado por su belleza, se enamoró al instante y, ante esto, le pidió que se casara con él. Ella lo rechazó. Para no desanimarse por esto, Neptuno envió a uno de sus fámulos, un delfín, a encontrarla nuevamente. El ingenioso y encantador delfín pudo convencer a la ninfa para que cambiara de opinión y aceptará la propuesta de matrimonio. Como recompensa, convirtió al delfín en un inmortal y le dio un lugar de honor en los cielos como la constelación de Delphinus. Esta es otra razón por la que el delfín se incluye a veces en las representaciones de Neptuno.

3. Plutón – El dios del inframundo

Pluton, el dios del inframundo

Los tres hijos de Saturno, Júpiter, Neptuno y Plutón, hicieron una división tripartita de la soberanía sobre el mundo. Donde el Cielo y el Mar fueron para Júpiter y Neptuno, respectivamente, el inframundo llegó a las manos de Plutón. Él era monógamo y rara vez se cree que tuviera una descendencia. Plutón representó el aspecto positivo del Dios que preside la vida futura. Además, Plutón era un suplente del dios griego Hades.

El nombre de Plutón es un cognado de la palabra griega “Ploutos”, un dios de la riqueza. Los romanos consideraban a Plutón (Ploutos en griego) el dador de oro, plata y otras sustancias subterráneas. Debido a que estos minerales fueron extraídos, Plutón llegó a ser reconocido como el dios del inframundo físico. Esto hizo que se convirtiera en el dios del inframundo espiritual y, por lo tanto, de la muerte. Plutón está relacionado con la muerte algo que obligo a los romanos a tomar su nombre para hacer justicia, ya que creían que si los escuchaba serían sometidos a la muerte. El metal Plutonio es radioactivo y por lo tanto mortal y debido a su naturaleza peligrosa, se ha utilizado en bombas nucleares. ¡El metal seguramente merece pertenecer al Dios de la Muerte!

4. Apolo – El dios del sol, música y profecía

Apolo- El dios romano del sol, musica y profecia

Reconocido como el dios de las diversas creencias, el dios de la música, la curación, el sol y la luz, la verdad y la profecía, la plaga, la poesía y más, Apolo era el hijo de Júpiter y hermano de Diana. Es el dios más complejo pero importante de las deidades romanas. Apolo es el dios común entre los paneles griegos y romanos de Dios. Su contraparte en la mitología griega es Zeus, que también comparte los mismos poderes que Apolo.

También sirvió como intermediario entre el pueblo y los dioses. Debido a su integridad y veracidad, recibió la bendición de la profecía. No solo fue el poseedor de estos poderes gigantescos, sino también el poseedor de juventud, sabiduría y belleza. Ha sido sujeto de diferentes obras artísticas y literarias. Apolo fue el dios más amado de todos. Representado como la moral de la excelencia, sus adoradores le dedicaron el Oráculo de Delfos. El culto ha tenido una influencia significativa en los asuntos religiosos y legales del estado. Incluso hoy en día, Apolo en Delfos extiende la tolerancia en todos los rangos sociales.

5. Marte – El dios de la guerra

 

Marte el dios de la guerra romano

El protector de Roma contra la guerra, Marte ganó el nombre del Dios de la guerra en la antigüedad romana. El mes de marzo que recibe su nombre de Marte fue un mes lleno de festividades y celebraciones militares. Augusto fue quien impulsó en Roma adorar a Marte, siendo el dios militar más prominente en la historia romana. Creía en el inminente poder militar para procurar la paz. Según los mitos romanos, Marte engendró a Rómulo y Remo con Rea Silvia y fue hijo de Júpiter y Juno.

Su principal consorte fue Nerio, que era la fuerza vital y el poder de Marte. Se puede decir que ella es la personificación de los poderes divinos que posee Marte. A continuación, la unión de Marte con Venus ha sido objeto de diferentes poetas y filósofos. El adulterio cometido ha sido ignorado ya que los artistas aprecian la belleza de la pareja. También es considerado como el guardián agrícola porque sus energías se dirigen de una manera que crea las condiciones en las que crece el cultivo. Los animales domésticos actuaban como los animales de sacrificio. En el arte romano, se le describe como joven y limpio, en algunas ocasiones afeitado y con barba. Se le ve usando un casco y una lanza con los emblemas de un guerrero.

6. Cupido – El dios del amor

Cupido- el dios romano del amor

Cupido, el dios del deseo erótico, el amor, la atracción y el afecto, es el hijo de Marte y la diosa Venus. Eros es su contraparte griega. Cupido se ve a menudo con un arco y una flecha. Se considera que son la fuente de poder que produce afecto y deseo en la persona que ataca. El dios del amor tiene a Psique como su consorte. Él puede ver como los amantes una vez enamorados tienden a volar. Se convirtió en una figura familiar durante la Edad Media cuando bajo la influencia cristiana tenía un amor dual, terrenal y celestial. El Cupido dormido en el arte renacentista significa la ausencia de amor y deseo. El poder de Cupido de instigar a las personas a enamorarse juega un papel importante en diferentes historias míticas.

7. Saturno – El dios del tiempo, la riqueza, la agricultura

Saturno- El dios romano del tiempo, la riqueza, la agricultura

El reinado de Saturno fue representado como la edad de oro de la abundancia y la paz. Era conocido como el dios de la disolución, el tiempo, la riqueza, la agricultura, la renovación y la liberación. Según Varrón, Saturno proviene de la “siembra” y, por lo tanto, los romanos lo identificaron como la deidad agrícola en los griegos, Cornus. Era el hijo de Urano y Gaia. Donde una de sus operaciones de consortes estaba asociada con la riqueza, la abundancia y los recursos, se creía que Saturno tenía asociaciones con la destrucción, la disolución y la debilidad.

La posición del festival de Saturno en el calendario para los romanos llevó a los conceptos de tiempo, especialmente el Año Nuevo. Durante la Edad de Oro, se celebraba el 17 de diciembre de cada año. Este festival de mediados de invierno era conocido como Saturnalia, y dura aproximadamente siete días. Exigía el momento de la fiesta, la inversión de roles, la entrega de regalos, la libertad de expresión y el jolgorio. Además, Saturno, el planeta y el sábado, reciben sus nombres del poderoso dios, Saturno.

8. Vulcano – El dios del fuego

Vulcano, el dios romano del fuego

Los antiguos mitos romanos lo llamaron el dios del fuego, del trabajo del metal, los volcanes y la fragua. Se le ve sosteniendo un martillo de herrero en sus representaciones. El 23 de agosto se celebró como Vulcanalia, el festival anual que fue nombrado en su honor. El concepto romano de dioses considera a Vulcano con poderes destructivos y fertilizantes del fuego. Él era el hijo de Júpiter y Juno. Tan pronto como nació con una cara roja desfigurada, fue abandonado por su madre y arrojado por el acantilado cuando Temis lo tomó mientras se hundía en el mar, ella lo miró como si fuera su hijo.

El agua se convirtió en su nuevo hogar. Una vez que encontró los restos del fuego en la playa que fue dejado por algún pescador. El carbón al rojo vivo lo embrujó. Estaba fascinado por eso en la medida en que los llevó a su casa y creó fuego para ellos. Durante horas siguió mirando las llamas del fuego. Luego observó que los metales como el oro, la plata y el hierro sudaban cuando se acercaban al fuego. Después de que el metal se enfrió, comenzó a golpearlo en cadenas, brazaletes, escudos, espadas y más. Vulcano, como gesto de amor, hizo cucharas y cuchillos que tenían mangos de perlas para Themis, su madre adoptiva. Luego también creó una esclava dorada que hizo sus diversas tareas.

9. Mercurio – El dios de la ganancia financiera, poesía, elocuencia

Mercurio - El Dios de la ganancia financiera, poesia, elocuencia

Mercurio, siendo un importante dios romano, es uno de los Dii Consentes en el panteón romano. Además, es el símbolo de la suerte, el comercio, los viajeros, la elocuencia, la poesía, el engaño, los ladrones. Además, se cree que él también podía guiar un alma al inframundo.

Según la mitología romana, él era el hijo de Júpiter y Maia. En sus ídolos y pinturas, sostiene en su mano izquierda, un caduceo al igual que su homólogo griego, Hermes, a quien el dios del sol le dio una varita mágica, Apolo, que luego se convirtió en un caduceo. Como el Dios del comercio, fue representado en dos monedas de bronce tempranas de la República Romana, la Semuncia y los Sextanos. Ha sido parte de las obras literarias de Ovidio y Virgilio. Su templo en Roma fue construido en el Circo Máximo durante el año 495 aC.

10. Baco – El dios del vino y la fertilidad

Baco, el dios romano del vino y la fertilidad

Réplica de Dionisio, el dios griego, Baco era hijo de un semele humano y de los reyes de Dios, Júpiter. Semele fue engañado por Juno para verlo en su forma divina. Como resultado, fue quemada en llamas después de ver la verdadera forma de Dios. Júpiter luego procreo a Baco en su muslo, lo cargó durante nueve meses y finalmente lo dio a luz. Estaba relacionado con la agricultura, el vino y la fertilidad. Las plantas de Baco incluían las vides y la hiedra giratoria.

Llevaba un bastón rematado en piña. Además, sus devotos eran Sátiros y Ménades, unas mujeres salvajes que se movían vivazmente en medio de sus celebraciones. En el arte, se le ve como un niño con pelo rizado bebiendo vino; o un hombre muy borracho, a veces acostado por ninfas y sátiros; o como un joven desnudo, que no tiene más que una corona de uvas y hojas de parra.

Conclusión final

Las deidades, independientemente de la cultura, desempeñan un papel importante en la configuración de la moral de la vida de una persona. La cultura romana dependía principalmente de la adoración de varias deidades. Los antiguos dioses romanos han sido parte de grandes obras literarias y varios sistemas religiosos. El panel de las deidades está muy influenciado por las culturas etrusca y griega. ¡Cuanto más profundo caves más sabes!

Artículos relacionados:
Roma ha sido un tema de historias místicas relacionadas con su origen y dioses legendarios.
No solo la historia habla muy bien de los dioses romanos, sino que también presenta
A veces es más difícil hablar de los milagros más notables del mundo, mientras que
Después de sumergir a la República Romana en la guerra civil en enero del 49
Cuando vamos un par de milenios atrás, podemos descubrir que la antigua Roma gobernó gran

Deja un comentario: